Jadav Payeng

Un solo hombre levantó un bosque de 1.360 hectáreas en la India

Era el ano 1979, la región de Assam, en el norte de la India, había quedado devastada por las inundaciones, y como las autoridades en materia forestal habían desauciado el lugar, Jadav “Molai”Payeng, con apenas 16 anos, decidió ser un héroe y salvar su tierra natal.

Lo que comenzó con la siembra de algunas semillas se convirtió en un ecosistema nuevo que abarca 1.360 hectáreas de selva y hoy sirve de refugio a aves, ciervos, rinocerontes, tigres y elefantes, algunos en peligro de extinción precisamente por la pérdida de hábitat. Molai dedicó 30 anos de su vida a cuidar sin la ayuda de nadie el bosque que levantó prácticamente en un desierto y hoy lleva su nombre, demostrándo que sí podemos ser héroes.

 

Ruth Buendía

Mujer asháninka impidió desplazamiento de una comunidad frenando proyecto de una represa.

3Ruth Buendía Mestoquiari, de 37 años, nació en la comunidad asháninka de Cutivireni en la selva central del Perú. Trabajaba como mesera y vendedora en la ciudad de Satipo, pero era víctima de una severa explotación hasta que conoció a un dirigente asháninka, quien la invitó a participar en talleres de capacitación para líderes y empezó a viajar por las comunidades de la cuenca del río Ene que carecían de escuelas, asistencia médicas y falta de titulación de sus tierras. En 2005 llegó a ser la presidenta de la Central Asháninka del Río Ene (CARE).

El gran triunfo de Buendía fue haber evitado la construcción de una represa hidroeléctrica en el río Ene, cuyo contrato estaba en manos de la empresa brasileña Odebrecht como parte de un convenió entre Perú y Brasil, lo que habría desplazado a unas mil 500 familias indígenas. Luego de realizar una serie de conferencias para concienciar a las comunidades afectadas, logró elevar la denuncia hasta la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), logrando que el Ministerio de Energía y Minas de Perú diera marcha atrás al proyecto y Odebrecht se retirara. Ruth Buendía ganó luego el prestigioso Premio Ambiental Goldman, el mayor reconocimiento que se otorga desde hace 25 años en materia ambiental.

 

José Vaesken

Un mecánico paraguayo reemplaza gasolina por agua para hacer funcionar su moto.

No se trata de un proyecto ambicioso para patentarlo y hacerse millonario. El mecánico y soldador industrial paraguayo José Vaesken, de 26 años, logró hacer funcionar el motor de su motocicleta con agua en vez de gasolina, y lo único que pide a cambio es que la universidad le ayude a perfeccionar su generador, le permita estudiar ciencias químicas y que luego el invento se haga público para que caulquiera pueda replicarlo. 

La base del funcionamiento del generador creado por Vaesken es la electrólisis, el proceso por el cual una corriente eléctrica separa el hidrógeno y el oxígeno que componen el agua. El hidrógeno actúa como agente comburente, y el oxígeno hace de carburante, produciendo juntos la combustión que posibilita el movimiento del vehículo.

Edwin Chota Valera

Líder nativo de la Amazonia peruana pasó de héroe a martir enfrentando la tala ilegal

El compromiso de buscar el bienestar para su comunidad y defender los recursos naturales de las manos depredadoras de los madereros ilegales convirtió a Edwin Chota en líder de los asháninka, etnia nativa de Alto Tamaya-Saweto, aldea ubicada en Ucayali, en la selva peruana cercana a la frontera con Brasil.

1Su arma era la palabra. Fundó la Asociación de Comunidades Nativas Asháninkas de Masisea y Callería, con la que organizaba conferencias y reuniones con líderes de otras comunidades para difundir su causa y evaluar los métodos para frenar a los madereros. Gracias a su empuje, Saweto obtuvo reconocimiento como comunidad, más no seguridad juridical, necesaria para defenderse de la expansión de la tala ilegal. Su asesinato, el lunes 1ero. de septiembre de 2014 a manos de madereros ilegales, lo convirtió de héroe a martir de la lucha en defensa de las comunidades amazónicas.